X

Coquimbo

Programa incentiva la autoprovisión de alimentos en medio de la pandemia

9 de Junio de 2020

A través del programa Autoconsumo, del Ministerio de Desarrollo Social y Familia y el FOSIS, se está contribuyendo al fortalecimiento de hábitos saludables en familias vulnerables de la región de Coquimbo.


Hornos de barro, gallineros, mesas de cultivo, establos, entre otros, son algunos de los insumos que el Ministerio de Desarrollo Social y Familia junto al FOSIS entregan anualmente a las familias participantes del programa Autoconsumo, iniciativa que además contempla una serie de talleres relacionados con la alimentación saludable y cómo utilizar los recursos entregados para generar alimentos propios.


En medio de la pandemia que vive el país, estos implementos, junto con la asesoría, han sido una oportunidad para las personas que forman parte del programa; una opción para no tener que movilizarse fuera de su hogar para adquirir alimentos y una terapia para sobrellevar los efectos sociales de la emergencia sanitaria.


Precisamente, así lo refleja Patricia Gamboa de Tulahuén, Monte Patria, quién recalca que “este programa, los talleres y los implementos que me han entregado me han ayudado para olvidar y dejar de lado un poco lo que está pasando con el Coronavirus. Al mismo tiempo, con apoyo del Autoconsumo hemos podido construir un establo para los animales que llegaron hace poco de la cordillera y con eso además tenemos alimento de primera fuente, saludable”.


Por su parte, Romina Rodriguez, participante del programa Autoconsumo de Monte Patria, destaca que “en estos momentos, las gallinas están produciendo, están super bien y cuidadas y en cuanto al invernadero, las plantas están en proceso de crecimiento y en el tema de la pandemia nos ha servido mucho como terapia porque nos mantiene la mente ocupada a toda la familia. Mi hijo que tiene 3 años, le da comida a las gallinas, de fijarse si pusieron huevos y los adultos nos encargamos de las otras cosas como de regar las plantas y el cuidado que requiere el cultivo. Ha sido un muy buen proyecto porque en este tiempo que uno requiere de distracción por el tema del encierro, nos ha servido bastante”.


En este contexto, los profesionales del FOSIS están asesorando y capacitando a los municipios, quienes son ejecutores de la iniciativa en cada comuna, para que éstos puedan guiar a las familias en la auto provisión de alimentos.


En relación con este tema, la Directora Regional de FOSIS, Loreto Molina, señaló que “el programa Autoconsumo, se desarrolla en un convenio que tiene el Ministerio de Desarrollo Social y Familia, con los municipios, entonces éstas ejecutan esta iniciativa con la asesoría técnica del FOSIS y tiene por objetivo que las personas puedan generar sus propios alimentos pero que también mejoren la ingesta de éstos, dado un análisis nutricional que se realiza respecto de toda la familia. Además, permite que sea una actividad donde se involucre toda la familia; en general entre todos los integrantes, se distribuyen distintas labores donde participa la familia por completo. Durante este período de quedarse en casa las actividades del programa se convierten una super buena actividad para ahorrar y acercarse a la naturaleza junto a toda la familia”.


El objetivo del programa Autoconsumo es contribuir a la adquisición y fortalecimiento de hábitos de alimentación y estilos de vida saludables, a través de la auto provisión de alimentos que complementen las necesidades alimentarias de las familias, mejorando las condiciones de vida de los beneficiados.


Asimismo, el Seremi de Desarrollo Social y Familia, Marcelo Telias apuntó que “a través del programa Autoconsumo damos las herramientas y conocimientos a las familias, para que puedan cultivar sus propios alimentos en sus hogares. Una de las ventajas de esta iniciativa es que, además, es beneficioso por la posibilidad de acceder a alimentos saludables, que además vienen muy bien a los hogares en este contexto de pandemia”.


En estos momentos, el programa está apoyando a 231 familias en toda la región de Coquimbo, con una inversión de más de 139 millones de pesos.